En Ribadesella y los alrededores puedes pasar el tiempo que quieras. La zona es una gozada para los amantes de las montañas, playas y pueblos con encanto. Además, si te gusta el ritmo de vida relajado, comodidades cerca de los parajes de belleza impresionante y frescor incluso en los meses más calurosos, Ribadesella, en Asturias, es tu lugar.

Vistas panorámicas de Ribadesella. Qué ver en Ribadesella y alrededores

Vistas panorámicas de Ribadesella.
Qué ver en Ribadesella y alrededores.

Qué ver y hacer en Ribadesella en un fin de semana

Como decía, es un lugar donde pasar temporadas largas de descanso sin aburrirse. Pero si solo tienes un fin de semana, también lo puedes aprovechar para desconectar, hacer deporte – o croqueta en la playa – y llenar pulmones de aire fresco.

Te proponemos un par de planes a continuación. Elige el que más te guste… o todos. No te olvides contarnos qué te han parecido. Y si tienes más ideas para divertirse en Ribadesella, compártelas en los comentarios y redes sociales.

Ruta propuesta:

Indudablemente, puedes organizar tu visita a Asturias de la manera que te apetezca. Sin embrago, si no tienes ganas o tiempo para pensar, puedes seguir nuestro planning.

Día 1. Viernes. Llegada, alojamiento. Visita a Ribadesella, un pueblo con mucho encanto, vistas a las montañas y con sabor dulce-salado a las aguas del mar y a la ría de Sella que desemboca aquí.

Día 2. Sábado. Empezamos con el descenso del río Sella desde Arriondas. Después, puedes elegir continuar hacía Picos de Europa o bajar a Lastres por el mirador del Fitu. Una vez en la costa, visita la playa la Griega, Lastres, playa de Vega, etc.

Día 3. Domingo. Si reservaste con antelación, puedes acceder a la Cueva de Tito Bustillo y al centro de Arte Rupestre. Si no tienes reserva, puedes volver al mirador del Fitu para hacer la ruta de senderismo del Picu Pienzu. Y después, visitar la Cuevona o los bufones de Pría.

Espero que te hayan gustado nuestros planes por la zona de Ribadesella. Y si no, pronto haremos el post sobre Llanes y sus alrededores.

Calles estrechas de Ribadesella. Qué ver en Ribadesella y alrededores

Calles estrechas de Ribadesella.

Descenso del río Sella

Habrás visto fotos de un río con miles de kayaks y canoas cubriendo la superficie del agua, ¿verdad? Ese es el famoso río Sella durante el Descenso Internacional, popularmente conocido como Les Piragües o Fiesta de las Piraguas que se celebra el primer sábado de agosto posterior al día 2 desde el año 1930. Entonces varios amigos hicieron 5 kilómetros del descenso y, me imagino, les encantó tanto que desde 1932 se convirtió en un campeonato en el que los participantes tenían que recorrer 20 kms entre Arriondas y Ribadesella, casi el mismo trayecto que hacemos hoy en día los turistas.

¿Qué tiene de especial este descenso para ser, probablemente, el más conocido de España? En mi opinión, el entorno. El paisaje es emocionante y tranquilizante al mismo tiempo. El río Sella es juguetón y romántico. Y la experiencia puede ser tanto de relax como con una pizca de adrenalina. En primavera tuvimos la oportunidad hasta ¡descender pequeños rápidos!

Datos prácticos para hacer el descenso del Sella

Cuál es la ruta: Diferentes empresas comienzas en diferentes puntos. Sin embargo, todas están en Arriondas o en sus alrededores. En total se hace entre 14 y 18 kms. También hay una o dos paradas intermedias.

Horario: Se puede empezar entre las 11.00 y las 13.00. Antes de las 18.00 todos tienen que estar fuera del agua. El que no cumpla esta normativa, será multado.

Descenso del río Sella. Qué ver en Ribadesella y alrededores Descenso del Sella

Descenso del río Sella.

Duración: Puedes tardar lo que quieras, pero a las 18.00 tienes que estar fuera. Nosotros hicimos 18 kms en un poco más de 3 hrs. Paramos una vez para comer. Por el camino hay unos cuantos chiringuitos, con música muy alta, por si quieres tomar algo. Nosotros personalmente no somos fans de estas «comodidades» en un paraje natural.

Logística: Algunas empresas tienen su propio parking. Se suele dejar las pertenencias en el coche. Se cambia en los cambiadores de la oficina. Te acompañan al inicio de la ruta y te dan unas pautas de cómo manejar el canoa y por dónde ir. Cada empresa tiene sus paradas. Estate atento y asegúrate que la tienes localizada. Al terminar se te llevará a la oficina de la empresa para cambiar, darse una ducha, etc. A veces te estarán esperando en la parada. Otras, tendrás que llamar cuando termines para que pasen a recogerte.

Con quién hacer el descenso del Sella

La mayoría de las empresas tienen buenos comentarios. Nosotros nos decantamos por Zenit Experiencias. Aparte de buena puntuación en Google, nos gustó mucho que son dog-friendly. Es decir: te dejan subir a tu amigo de cuatro patas al canoa e incluso le proporcionan chaleco-salvavidas. No tenemos perro por cuestiones de alergia, pero nos encantan empresas que piensas en ellos.

Supongo que todas las empresas proporcionarán más o menos el mismo equipo. A nosotros nos dieron neopreno largo, chalecos salvavidas y un bote-estanco hermético para guardar cosas que queríamos llevar con nosotros y mantener secas. Además, nos hicieron un picknick.

Zenit Experiencias está ubicado cómodamente en Arriondas. No dispone de parking, pero no tuvimos problema en encontrar un hueco para dejar el coche en el pueblo a pocos metros de la oficina. Antes de la ruta desayunamos sin agobios y después, comimos en Arriondas sin tener que desplazarnos.

#TipViajero: Si haces el descenso del río Sella en temporada alta, procura venir cuanto antes para ser entre los primeros que empiece el descenso. Así irás un poco más cómodo, sin mucha gente a tulle alrededor. También volverás antes y podrás aprovechar la ducha mejor, porque son un poco pequeñas y con mucha afluencia pueden llegar a ser agobiantes.

Descenso del Sella. Qué ver en Ribadesella y alrededores Descenso del Sella

Descenso del Sella.

Comer en Arriondas

Arriondas es la capital del Descenso del Sella y es muy popular entre los viajeros, por lo que dispone de todos los servicios que puedas necesitar: alojamiento, gastronomía, empresas de actividades, supers, etc. Para buscar un restaurante para comer después de la aventura en el Sella, usa Google Maps. Aunque nosotros comimos en Arriondas, el sitio no nos convenció, así que no lo recomendamos. Si encuentras algo interesante, háznoslo saber, por favor.

Sin embargo, te podemos recomendar una cafetería BBB: Campoamor. Por dos tés buenos, un trozo de tarta y un bocadillo de pechuga empanada muy rica pagamos cerca de 4€. Y a los que os gustan tés, es una parada obligatoria: tienen una variada selecciones y ¡saben servirlos!

Desayuno en Arriondas. Qué ver en Ribadesella y alrededores Descenso del Sella

Desayuno en Arriondas.

Covadonga y Lagos de Covadonga, Cangas de Onís

Si no conoces los Picos de Europa, ésta puede ser tu oportunidad. Desde Arriondas Cangas de Onís está a menos de 15 minutos en coche, Covadonga, a unos 25-30 y los lagos, a menos de una hora. Cangas de Onís es un pueblo pintoresco dónde, en el Puente Romano está la famosa cruz de Asturias. Covadonga es famosa por su Conjunto Monumental del Santuario, dedicado a la Virgen de Covadonga, conmemorativo de la Batalla de Covadonga. Y los Lagos de Covadonga son un clásico de cualquier visita al Parque Nacional de los Picos de Europa.

#TipViajero: En temporada alta el acceso en coche a los Lagos de Covadonga está limitado. Consulta el horario de autobuses desde Covadonga en la web. También puedes leer el post de Vagamundos Viajeros sobre la zona con fotos muy bonitas.

Además puedes consultar uno de los primeros posts de este blogComer, amar y surfear. Amar. No lo cambiamos, está tal y como lo escribimos en 2012, creo que hayamos mejorado bastante desde entonces. Pero el post sigue cumpliendo su función: mostrar lo enamorados que estamos de Asturias.

Mirador del Fitu

Mirador del Fitu es una manera fácil de disfrutar de las impresionantes montañas asturianas. Solo tienes que andar unos 100 metros desde el parking y subir un par de escalones para acabar en una plataforma con vistas a los picos y al mar. Es gratuito y aunque el parking pueda estar lleno, la gente no suele pasar más de 20 minutos aquí, así que con esperar un poco, aparcas.

Vistas desde el mirador El Fitu. Qué ver en Ribadesella y alrededores

Vistas desde el mirador El Fitu.

Ruta de senderismo Picu Pienzu

Cruzando la carretera desde el parking del mirador del Fitu, tienes el comienzo de la ruta al Picu Pienzu, una de las más fáciles y espectaculares al mismo tiempo cerca de Ribadesella. Es una senda panorámica que recorre pastos con vistas al mar y al monte.

Los primeros kilometros son muy suaves con unos ascensos más que llevaderos y vistas gratificantes que invitan a hacer paradas largas. La primera subida se encuentra pasada la cabaña en ruinas, cuando sales a una pista; no es muy empinada, pero sí larga y pesada, tanto de subida como de bajada, sobre todo, si está mojada.

Y la segunda subida – y la más dura – está justo antes de llegar a la cumbre. Además de empinada, pasa entre piedras, por lo que es mejor mirar donde pisas y para disfrutar de paisajes, parar. Con lluvia, extremar precauciones, sobre todo en la bajada, porque este último tramo se vuelve muy resbaladizo.

Datos prácticos de la ruta de senderismo Picu Pienzu

Longitud y desnivel: 11 km, +/- 700 m.

Tiempo: 5 hrs con descanso, almuerzo, fotos ilimitadas.

Tipo de terreno: senda de tierra, pista de tierra, piedras. Ruta marcada.

Nuestro track: lo puedes descargar aquí, Picu Pienzu.

Ruta del Picu Pienzu. Qué ver en Ribadesella y alrededores

Ruta del Picu Pienzu.

Icnitas de dinosaurios en la playa la Griega

Si te gusta historia muy antigua, esta visita es un must. Cerca de la playa, por la ruta señalizada, hay ¡huellas de dinosaurios! que se distinguen muy bien en la roca. El paseo tiene un par de carteles que te darán unas ideas sobre qué pasó en estas tierras hace millones de años y cómo es posible que hoy puedas ver las huellas de los mismísimos gigantes.

#TipViajero: En el GPS pon «icnitas de dinosaurios» cerca de la playa la Griega. Antes (gratis) y después (gratis y de pago) del puente hay parking. Desde el parking son aprox. 20 minutos de caminata.

Después de ver las icnitas, puedes volver al parking por la playa o seguir la senda hasta La Isla. Otra opción es pasar un rato en la playa la Griega con vistas a Lastres.

Huellas de los dinosaurios en la playa La Griega. Qué ver en Ribadesella y alrededores

Huellas de los dinosaurios en la playa La Griega.

Lastres

Lastres se ha convertido en uno de mis pueblos favoritos de Asturias. ¿Por qué? Son varias las razones. Primero, porque tiene vistas espectaculares desde la parte alta y en especial, desde el mirador de San Roque. Segundo, sus calles estrechas y empinadas me han conquistado. Nunca sabes qué te espera detrás de la curva, pero puedes andar tranquilo, no será el coche, básicamente, porque no cabe. Y por último, me encantó la ruta autoguiada a través de la aplicación que te va contando la historia de los lugares que vas visitando.

#TipViajero: Hay un parking cómodo en la parte baja del pueblo. Sin embargo, nosotros preferimos el de la parte alta, al lado de la Parroquia de Santa María de Sábada. Desde allí puedes subir tanto al mirador como bajar al casco antiguo sin hacer kilómetros de más. ¡Y ni se te ocurra meterte en coche donde pone no hacerlo! Vimos uno en un apuro muy serio por desobedecer las señales.

Si lo que buscas son playas, al lado del Puerto Deportivo tienes una, pequeña y resguardada. Y un poco más lejos, la gran playa de Lastres. La playa la Griega está a un par de kilómetros de Lastres.

#TipViajero: El Museo jurásico de Asturias está al lado. Desconocemos si merece la pena, porque no coincidimos en el horario. Si lo conoces, cuéntanos qué tal.

Calles de Lastres. Qué ver en Ribadesella y alrededores

Calles de Lastres.

Lastres desde el mirador. Qué ver en Ribadesella y alrededores

Lastres desde el mirador.

Playa de Vega y Desfiladero Entrepeñas

Muy cerca de Ribadesella tienes otra cita con el Jurásico. En la playa de Vega puedes encontrar numerosos fósiles de organismos marinos. Están a pocos metros del extremo oriental del aparcamiento, al final de la playa prácticamente. No hay señalización, así que hay que mirar atentamente bajo los pies.

Allí mismo también se encuentran huellas de dinosaurios. Son un poco difíciles de ver, pero si vienes sin prisas, estoy segura de que lo conseguirás.

El desfiladero Entrepeñas es bastante cortito. Lo puedes atravesar en coche y hacerte una idea. Y si quieres disfrutar del entorno al ritmo lento, aparca en cualquiera de sus extremos y coge el paseo peatonal.

Fósiles en la playa de Vega. Qué ver en Ribadesella y alrededores

Fósiles en la playa de Vega.

La Cuevona de Cuevas del Agua

Otra visita curiosa a unos 20 minutos de Ribadesella es La Cuevona de Cuevas del Agua. El pueblo tiene encanto, encajado en un valle atravesado por una vía ferroviaria con vistas a los majestuosos picos. Sin embargo, su mayor atractivo es la carretera de acceso que pasa por… ¡una cueva gigante!

#TipViajero: Dentro no hay mucha luz, así que disminuye la velocidad al mínimo. Si decides pasear por la cueva, asegúrate de llevar algo reflectante.

Además de maravillarte con la Cuevona y la calle principal de Cuevas del Agua, puedes hacer una ruta, o parte de ella. Se llama Ruta de los Molinos. Oficialmente empieza una vez atravesado el túnel. Hay un par de huecos para dejar el coche. Si lo prefieres, puedes cruzar el pueblo en coche y aparcar en la estación de trenes, sin molestar a los vecinos. No vayas más allá de la estación, porque… la carretera acaba a unos 20 metros. Sólo pueden seguir vehículos autorizados.

La Ruta de los Molinos se dirige a Toraño siguiendo el curso del río Sella a un lado y las vías del ferrocarril al otro. ¡Cuidado! No te despistes, las vías están en funcionamiento y los trenes pasan con más frecuencia de que te lo puedas imaginar.

#Curiosidad: Si has hecho el descenso del río Sella, reconocerás el entorno.

Ruta de los Molinos desde Cuevas del Agua. Qué ver en Ribadesella y alrededores

Ruta de los Molinos desde Cuevas del Agua.

La Cuevona. Qué ver en Ribadesella y alrededores

La Cuevona.

Bufones de Pría

Una de las visitas imprescindibles si es tu primera vez en Ribadesella son los bufones de Pría. Merece la pena dedicarles un par de horas, sobre todo, si el mar está revuelto y llegas durante marea alta.

#Curiosidad: los bufones son aperturas en la costa a muchos metros del borde por las que se ve, escucha y se siente el mar. Cuando hay oleaje, por estos agujeros sale el vapor y el gruñido de las olas. Cuánto más furioso el mar, más vistoso el espectáculo.

Ahora no se puede llegar a los bufones de Pría en coche. Hay que aparcar a unos 2 kms y seguir andando.

Vistas a los Bufones de Pría. Qué ver en Ribadesella y alrededores

Vistas a los Bufones de Pría.

Más sobre bufones: uno de los primeros posts de este blog, Comer, amar y surfear. Surfear. No seas muy crítico 🙂

#TipViajero: Si no quieres andar por andar o vas mal de tiempo, pregunta en el parking a los que vuelven si merece la pena.


Si necesitas más información para planificar tu escapada a Asturias, lee nuestra categoría sobre esta preciosa comunidad autónoma verde.