¿Qué tiene Mónaco para ser tan Atractivo?

¿Porque es el segundo país más pequeño del mundo, después del Vaticano? ¿Porque este territorio ya estaba habitado hace 200.000 años? ¿Porque su familia reinante es la más antigua del mundo? ¿Porque combina con facilidad lo antiguo con lo más moderno? ¿Cómo son los habitantes locales, monegascos? ¿Qué hablan? ¿Por qué hay tantos rascacielos en un territorio tan pequeño? ¿Por dónde pasa el Rally de Monte-Carlo? ¿Por qué es tan famoso su casino?…

Mónaco, Niza, Francia, Costa Azúl, Monte Carlo, casino

Mónaco a primera vista

Al entrar a Mónaco por carretera, lo primero que impresiona son rascacielos – muchos y muy cerca uno del otro, hasta empiezan a agobiarte porque llega el momento cuando no distingues ni tierra, ni árboles, ni mar de fondo – sólo rascacielos. La escasez del terreno ha obligado a construir en vertical, para cubrir la demanda de gente rica de vivir y trabajar en el paraíso.

Solo el 20% de sus habitantes son monegascos, ellos no pagan impuestos y gozan del ingreso per cápita más alto del mundo. Su idioma es monegasco, es un dialecto del provenzal y se puede trazar fácilmente en los nombres de las vías públicas: piaca, carrigiu etc.

Mónaco, Niza, Francia, Costa Azúl, Monte Carlo, casino

Monaco-Ville. Plaza Royal

Mónaco, Niza, Francia, Costa Azúl, Monte Carlo, casino

¿Qué hay allí? ¿Todo bien?

Mónaco, Niza, Francia, Costa Azúl, Monte Carlo, casino

Si, todo bien. Ponte delante 😉

Mónaco, Niza, Francia, Costa Azúl, Monte Carlo, casino

Monaco-VIlle

Viendo todas estas construcciones tan modernas, es difícil imaginar que siglos atrás aquí había una colonia griega, luego romana y en 1297  Francois Grimaldi entró disfrazado de fraile en la fortaleza y abrió la puerta para dejar entrar a su pequeño ejercito. Unos años más tarde lo expulsaron, pero en 1309 Francois compró la zona a los genoveses y desde entonces sus descendientes son los que están reinando el país.

Callejeando por Monaco-Ville, podéis encontrar muchas villas, fuentes, plazuelas y elegantes fachadas que os contarán historias turbulentas de la dinastía Grimaldi, luchas contra Génova, revoluciones y expresiones artísticas sofisticadas de cada época.

Mónaco, Niza, Francia, Costa Azúl, Monte Carlo, casino

La gaviota curiosa

Mónaco, Niza, Francia, Costa Azúl, Monte Carlo, casino

Paisajes al atardecer

Mónaco, Niza, Francia, Costa Azúl, Monte Carlo, casino

Paisajes al atardecer

De Mónaco-Ville, a través de Jardín Exotique, donde casi nos ataca una gaviota, vamos a Monte-Carlo – todo una leyenda!!! Aparcamos en el parking que hay abajo, empezamos a subir andando por la acera, notamos que la carretera lleva marcas raras… y es cuando nos damos cuenta que es el circuito del Rally de Monte-Carlo!!! ¡La carretera que lleva a la ciudad y la atraviesa es por la que pasan coches de carrera! Paramos en una curva para ver como pasan coches normales los días cuando no hay carreras y creo que el espíritu del Rally les influye – hasta los autobuses cogen curvas a lo loco 😉

Consejo: Parad un momento en cualquier punto de la carretera y… disfrutar del desfile de coches caros/bonitos/raros etc. que van pasando – no he visto una colección así de coches que te quitan el aliento en ningún otro sitio; y eso que no soy fan de coches!!!

Mónaco, Niza, Francia, Costa Azúl, Monte Carlo, casino

El circuito de Monte-Carlo con un autobús de línea regular cogiendo curva

A parte del Rally de Monte-Carlo, otra cita imprescindible es la ópera; cuando empieza la temporada, podéis ver famosos de todo el mundo que visitan la Ópera de Monte-Carlo.

El nombre de la ciudad Monte-Carlo viene de Carlos III, que inauguró el casino en 1878 para… evitar la bancarrota del país!!! Y mira que lo consiguió! Hay más, la apertura del casino, permitió abolir los impuestos cinco años más tarde.

Curioso: En 1891, en una racha de suerte que duró 3 días, Charles Deville Wells convirtió 400$ en 40.000$. ¿Alguien quiere tentar la suerte?

El Casino y la Ópera son obras de Charles Garnier, arquitecto de la Ópera de París.

Mónaco, Niza, Francia, Costa Azúl, Monte Carlo, casino

Arquitectura art-deco

Mónaco, Niza, Francia, Costa Azúl, Monte Carlo, casino

Navidad con nieve artificial 😉 Buen intento

Mónaco, Niza, Francia, Costa Azúl, Monte Carlo, casino

Casino 😉

Para tomar un café con postre, os recomendamos Café de París, un ejemplo hermoso de art déco, donde Eduardo VII era un frecuente cliente y una de sus acompañantes dio nombre al postre: crépes suzette.

Entre Mónaco-Ville y Monte Carlo se encuentra Condamine, centro comercial que rodea a los yates del puerto. Sus muelles son agradables paseos marítimos, aquí se celebran las ferias y en Navidades está lleno de casetas con souvenirs, comida y atracciones.

Nosotros pasamos medio día en Mónaco, pero si decidís jugar en el Casino, visitar Ópera y todos los museos, mejor pasar aquí unos cuantos días, además que tienen muchos hoteles de lujo para disfrutar de la vida!!!

Mónaco, Niza, Francia, Costa Azúl, Monte Carlo, casino

Monaco-Ville. Arquitectura sofisticada

#Postamigo:

Un pequeño paseo por Mónaco de Mi mundo en una maleta