Como nos Acogieron en Brujas…

Una vez en Bélgica, lo que debéis tener en cuenta es: TODO CIERRA MUY PRONTO Y NO HAY AUTOBUSES A PARTIR DE LAS 22.00! Claro que hay excepciones, como, por ejemplo, Bruselas, pero por norma general, la vida acaba sobre las 22.00, y empieza temprano por la mañana 🙂

Antes de seguir esta norma, llegamos a Brujas con el ÚLTIMO tren desde Antwerpen, sobre las 22.30 con la idea de coger autobús hasta el camping…

Ese día conocimos la verdad sobre el horario de transporte público, pero al mismo tiempo descubrimos la hospitalidad de la gente local.

se llaman Peter y Josefine, estudiantes de filología inglesa y literatura.

Ella es de Brujas y él es de Antwerpen. Igual que nosotros llegaron con el último tren desde Antwerpen y tenían la esperanza de que aún circulaban los autobuses. Como éramos los únicos en la parada del autobús – ¿por qué será? – empezamos a hablar y resulta que teníamos mucho en común y la conversación fluía muy naturalmente… A cabo de media hora nos dimos cuenta de que el autobús no iba a pasar… El problema que teníamos era el mismo: no podíamos ir andando a nuestros destinos, ya que a Josefine le dolía la rodilla y no podía caminar mucho y nosotros no sabíamos como llegar al camping andando, además que quedaba a una 1 hora y pico … si sabías por donde ir, claro…

Entonces, Josefine nos propuso una solución: nos invitó a dormir en su casa a cambio de compartir los gastos de taxi (unos 15€ por 15min. del trayecto). Claro está que aceptamos la propuesta y les invitamos al taxi 😉

¡Qué ilusión! Dormir en casa de los locales, ver como viven de día a día, como son sus casas, que comen, que programas de TV ven, si se quitan los zapatos dentro de la casa… Es exactamente lo que nos apasiona en viajes: CONOCER COMO VIVEN LOS LOCALES, cada día, detalles de su rutina, como se relacionan entre ellos etc…

Se notaban un poco las dudas de Peter sobre la invitación de unos desconocidos a la casa de Josefine, así que nosotros intentábamos por todas vías darles una impresión positiva de nosotros y que cogieran confianza… Después de estar charlando media noche, parecía que ya teníamos la confianza y nos sentíamos todos como viejos amigos.

Pues ¿qué es lo típico en Brujas, Bélgica?

  • Una casa de varios pisos y unas cuantas habitaciones espaciosas
  • Toman té antes de ir a la cama
  • Las habitaciones son personalizadas: fotos, cosas hechas a mano, postales etc.
  • Techos altos y habitaciones amplias
  • Se quitan los zapatos dentro de casa 😉
  • Desayunan dulce y salado, café y té
  • Son muy majos 😉

Por la mañana desayunamos y Peter y Josefine nos llevaron al centro contando historias secretas de su ciudad 😉

A partir de allí, nosotros fuimos a explorar Brujas por nuestra cuenta, pero sintiendo como si estuviéramos en casa 😉

Amistades te conectan con el sitio de una manera muy especial, te hacen mirar a los turistas y no asociarte con ellos, porque TÚ tienes un amigo en este lugar y ya no eres un simple visitante que quiere ver arquitectura y museos, TÚ quieres ver la ciudad donde vive tu amigo.

Y es lo que vimos en Brujas de Peter y Josefine

El edificio más estrecho de la ciudad:

Si lo encontráis, tendréis un premio! No os digo la calle, pero sí que está relativamente cerca del centro 😉

Pim Pam Poen:

El símbolo de la ciudad. ¿Por qué? Cuando estéis en Brujas, intentad descubrirlo 😉

Grote Markt:

Una plaza espectacular, donde puedes pasar horas haciendo fotos panorámicas y detallistas. Se cambia muy rápidamente, porque cambia la luz, las sombras, la gente que pasan por la plaza… Y me gustaba volver aquí una y otra vez a todas horas de día y noche.

Por la noche hay varias cafeterías abiertas que salvan a fiesteros; una de ellas es Friterie 1900 (aunque en Internet hay opiniones negativas sobre este sitio, por la noche es una opción tolerable:), donde podéis pedir comida rápida y más o menos rica.

Campanario en Grote Markt:

Es perfecto para hacer entrenamiento semanal de cardio: subir las escaleras para ver las vistas y luego bajarlas 😉

Plaza Burg:

Otro sitio donde quería volver todo el rato: es mucho más pequeña que la Grote Markt, mucho más íntimo, se podría decir incluso escondido, si no estuviera tan cerca de Grote Markt.

Stadthuis en Burg:

La entrada cuesta 2€ y te entregan un audioguía… que por cierto, es bastante aburrido, pero el Gothic Hall lo compensa todo: con boca abierta durante 30 minutos en esta sala! Es estilo gótico en todo su esplendor puro! Incluso se me olvidaba hacer fotos, tanto me impresionó el detalle de decoración y su riqueza.

De Halve Maan brewery:

Una cervecería familiar con años de tradición, como es la mayaría de cervecerías belgas. Y la cerveza a la que te invitan después de la visita es buena.

Lamentablemente, no puedo decir nada más positivo de la visita 🙁 Me dio la impresión que organizan las visitas únicamente para ganar dinero, sin preocuparse mucho por la calidad del servicio: fue masificada, el inglés del guía no fue muy comprensible, excursión en dos idiomas a la vez, lo que hacía que estábamos bastante tiempo sin hacer nada y como el guía sabía francés mejor, les contaba más y luego daba un resumen cortito en inglés.

Eso sí: si decidís asistir, conviene pasar por la mañana por la cervecería y apuntarse a una de las visitas (en julio del 2012, cogimos una a las 16.00 en inglés; comprobad horas e idiomas).

Iglesia de Nuestra Señora:

No suelo volver al mismo sitio muchas veces, pero aquí si que volvíamos; me encantan sus pasajes secretos, puertas que te llevan al borde del río, ¿para qué, por qué están allí, por qué querían una puerta en este lugar?

Me encantan sus gatos que te miran en silencio, me encanta el puente, sobre todo temprano por la mañana, sin mucha gente!!!

Me encanta fotografiar sus detalles…

Consejo: pasad por aquí un día sobre las 12.00-13.00 o por la tarde, es cuando más turistas hay, hasta se forman atascos! Imposible de relajarse y escuchar el respiro de las piedras… Y luego volved a las 9.00 de la mañana – ya veréis la diferencia 🙂

Mas fotos de La Iglesia de Nuestra Señora en Brujas, nevada, blog de Fotoescapada

Begijnhof:

Un lugar singular: es un antiguo monasterio donde ahora viven mujeres solteras; cada una en su casita blanca.  No se puede explicar el porque, pero se respira tranquilidad y paz aquí; ni siquiera tenía ganas de hablar, solamente ver como se movían las hierbas y hojas de árboles… Si podéis, entrad en la iglesia, si está abierta, transmite soledad tranquilizante, en medio de la ciudad llena de gente desconocida – intrusos-turistas!

Luego nos dimos cuenta que tuvimos suerte: la puerta se encontraba cerrada por la tarde, supongo para controlar el flujo de gente que entraba, y solamente la abrían de vez en cuando para dejar entrar unas cuantas personas. Cuando entramos nosotros, sobre la 9.00 no tuvimos ningún problema, ni control. Una indirecta 🙂

Molinos:

Se encuentran un poco alejados del centro y si no os da tiempo verlos tampoco pasa nada. Si vais a viajar más por Bélgica, podréis ver más molinos y aún más impresionantes. Sin embargo, si no lo tenéis previsto, pasad por aquí para haceros una idea de como son.

Pone que no se puede subir por las escaleras, pero todo el mundo lo hace. Así que vosotros mismos 🙂 Eso sí: mejor no desatarlos 😉 se van volando con el viento 😉

Algunos se puede visitar, comprobad los horarios.

Las calles:

Lo que más encanto tiene, por lo menos para mi, en ciudades de Bélgica. Son impredecibles. Podéis coger el mapa e ir marcando la ruta por la que vais o simplemente relajaros y perderos… Casi seguro que en media hora como mucho volveréis a algún lugar que ya habéis visitado 😉 ya que casi todos los cascos antiguos tienen forma circular o parecido. Y si no, casi seguro que vais a ver la iglesia/catedral/campanario que suele estar en el centro y siempre podéis ir volviendo rumbo a esta marca 😉

Consejo:

… no sé si merece la pena salir mucho por la noche, como decía al principio, la vida se va a dormir en esta ciudad sobre las 22.00. Claro está que hay bares y discos, pero como nos lo explicaron Peter y Josefine, se abren exclusivamente para turistas, los locales no tienen costumbre de salir mucho. Así que no sé yo si merece la pena salir por salir sabiendo que no va a ser nada especial, sino otro garito más que se puede encontrar en cualquier otro destino. A cambio, por la mañana temprano, sin muchos turistas, bueno, excepto grupos de chicos, que los hay a todas horas ;), la ciudad si que tiene su encanto – se transforma de un destino totalmente orientado al turismo, a un lugar lleno de encanto auténtico, que es su tranquilidad y pasadillos escondidos.

… os aconsejaría una guía de viajes alternativa: Use-It  y su guía en pdf para descargar, imprimir y disfrutar. Tienen también guías de otras ciudades de Bélgica. Su punto fuerte es que están hechas por los LOCALES con sus sitios favoritos, tradiciones etc. Siempre seguíamos sus consejos y nos sentíamos como turistas privilegiados, solo porque en un día es imposible hacerse local 😉

… Probad gofres o crepés en la calle Walstraat. Son buenísimos!!! Nada mejor que tomarte uno para desayunar y comértelo en el sol en el puente (no me acuerdo de su nombre), que está en la calle Mariastraat, 21, con vistas inmejorables.

… No compréis en la chocolatería Leonidas (una franquicia). El chocolate es normalito pero muy caro. Consejo de Josefine 😉 Pero hay que probar el chocolate si o si o entrad por lo menos para hacer fotos a estas obras de arte:

… podéis coger una excursión típica en barca por los canales de Brujas. Encontraréis decenas de puestos que venden estas excursiones; comparad precios y calidad de varios y meteos en la barca que más  os atrae.

… info online sobre Brujas y más info.

Mapa de Brujas

… Otras historias sobre Brujas (si encontráis más historias interesantes, dejad los enlaces en comentarios ;)))):

  • Blog: Una Barba en la Haya, Brujas (Brugge)
  • Un video bonito sobre Brujas del videoblog TusDestinos.net: Brujas

Volveremos a Brujas de Josefine y Peter para ver a nuestros amigos  y para sentirnos una vez más como en casa … en casa de amigos 😉

Más entradas sobre Bélgica:

Abadía de Villers-la-Ville

Antwerpen

Postal

#Postamigo

Brujas nevada, de Fotoescapada

Día 5. Brujas de Callejeando por el Mundo

Día 1. Paseo por Brujas de Mis viajes y sensaciones

Brujas, una ciudad de cuento de Cómete el Mundo

Fotografías de un paseo en barco por Brujas de  Robinjú

Brujas, un lugar de ensueño de Viajar cueste lo que cueste

Lluvia sobre la medieval Brujas de Congelando Historias

Navidad en Bruselas, Lovaina y Brujas de Jamakuko Viajero